miércoles, octubre 04, 2006

El culo lleno de dudas.

Sigo con el tema anal. Por suerte nunca fui a un proctólogo, y por lo tanto me intriga el olor que hay en esos consultorios.
La lista de olores, me imagino no debe ser muy amplia, primero, durante la consulta debe haber mucho olor a culo , despúes que se va el paciente olor a lavandina o espadol. Y para recibir el próximo culo algun sahumerio o Poet olor brisas del campo.
Si alguien tuvo la desgracia de ir, que me avise.

4 comentarios:

Patrizio dijo...

Una vez tuve hemorroides, pero me curé solito. Por suerte.

Qué dolor.

Daniela dijo...

que asco, yo nunca fui gracias a dios. Nunca hubiera pensado semejante asquerosidad! jaja

Cachito dijo...

Los proctologos son todos un manga de degenerados.

Anónimo dijo...

Debe ser jodido que llegues al consultorio y te atienda el mono burgos con delantal. Y te estreche semejante racimo de porongas que tiene como mano.
pensalo.